ARTÍCULOS

Aplicaciones de la psicología de la escritura en la selección de personal

Análisis de casos prácticos

AUTOR:  Antonello Pizzi. Profesor de Psicología de la Escritura. Presidente de la Asociación Internacional de Psicología de la Escritura (Italia-Suiza-España-Argentina-México-Brasil).

TRADUCCIÓN: Rafael Cruz Casado, Profesor de Psicología de la escritura. Vicepresidente de la Asociación Internacional de Psicología de la Escritura (Italia-Suiza-España-Argentina-México-Brasil)

Introducción

Marco Marchesan (1899-1991) se acerca al estudio de la escritura en 1936 con la lectura de los textos del Padre Moretti, de los cuales implementa los signos y desarrolla las intuiciones.

En Fondamenti e Leggi della Psicologia della Scrittura (1955) delinea una teoría axiomática que trae sus bases epistemológicas de las leyes de la biomecánica fisiológica, explica en qué modo la psique proyecta en la escritura tendencias y actitudes.

En Psicologia della Scrittura – Segni e tendenze (1961) describe contenidos y proyecciones de cada signo, en el Sistema Psichico (1986) los retoma y ordena de forma útil con el fin de esbozar la dinámica de la personalidad.

Estos textos son reelaborados y sintetizados en un único volumen “Psicologia della scrittura – Interpretazione grafologica di segni e tendenze del linguaggio scritto” publicado por Armando Editore, Roma, que se propone 1) actualizar el lenguaje de los estudios, 2) releer el sistema Marchesan a la luz de los recientes descubrimientos en el ámbito de la neurociencia, que indirectamente validan muchas de sus intuiciones, 3) facilitar la aplicación y la difusión de un preciso instrumento de autoconocimiento y de análisis comportamental.

La creciente atención por nuestra disciplina por parte de quien tiene específicas competencias en orden al comportamiento humano: médicos, psicólogos, psiquiatras, neurólogos, criminólogos, abogados, educadores, formadores, profesores, orientadores, personal de recursos humanos, etcétera, nos obliga a una continua actualización sobre diversos frentes, también a los registros lingüísticos de materias afines, de los cuales no podemos prescindir más.

Ya Gille Maisani advertía en 1982 en el preámbulo de su Psychologie de l’écriture “Si es lícito pensar que en la época del abad Michon la grafología era, bajo muchos aspectos, en anticipo sobre la psicología oficial, hoy la situación es la contraria y será muy nocivo para la grafología aislarse de la evolución general de las disciplinas psicológicas”.

Mientras tanto también las neurociencias han logrado avances enormes y así he tratado, con puntuales referencias bibliográficas, de poner en relación cada signo gráfico con los mecanismos neurofisiológicos que los rigen.

En la parte relativa al sistema grafico, al final de cada signo son recogidas combinaciones con otros signos, insertándolos en una visión de conjunto y facilitando así el pasar de la lectura analítica de cada uno de ellos a una lectura sintética de la escritura en su complejidad, y, por el contrario, la sola proyección psíquica en el conjunto de la personalidad.

Un elemento de novedad es la enucleación de los signos, no más reagrupados por categorías abstractas (espacio, forma, dimensión, presión, velocidad, movimiento), sino por funciones del Yo, por aspectos individuales de la personalidad, dispuestos con sucesiones lógicas: organización sensomotora, autoeficacia, sentido del yo, autoestima, habilidades cognitivas, memoria, predisposiciones actitudinales, creatividad, inteligencia social y emotiva, modalidades operativas, motivaciones, estilos comportamentales, estilo comunicativo, reactivo y defensivo, toma de decisiones, etc.

En la parte dedicada al sistema psíquico, que traza una ruta analítica y detallada para la descripción de la personalidad, he afrontado algunos temas nuevos, identificando las correspondencias entre los signos y las inteligencias múltiples de Howard Gardner (lógico-matemática, lingüísticoverbal, cenestésica, visoespacial, musical, intrapersonal e interpersonal), profundizando los procesos de valoración, las capacidades de inclusión en una organización sistémica, los signos relativos a las dotes de liderazgo temas útiles en el área de la orientación para los estudios, las profesiones y para la selección de personal; finalmente he focalizado sobre el tema de la antisocialidad, buscando ideas léxicas para el sector perital e indicaciones para una utilización de la escritura como técnica de perfil en el ámbito de la criminalística.

Escritura y selección de personal

A continuación propongo un esquema de orientación sintético de aplicación fácil para la definición de un ambiente grafico de base. Comprende las principales funciones del Yo, es útil para un encuadre inicial y para una más precisa interpretación de los signos secundarios y accesorios.

Organización

  • Reconocer el potencial de la energía cinética y de la eficacia personal: analizar la consistencia y la integridad del trazado gráfico y por tanto del impulso nervioso en éste punto la disfuncionalidad ha sido debidamente estudiada por Adriana Ortiz (Buenos Aires) desplazando sobre el trazado una buena lupa de aumento (Tónica-Robusta Atónica-Enervada)
  • Observar lo escrito a distancia, dándole la vuelta y poniéndolo contra la luz para focalizar la cohesión de identidad y la constancia del estilo comportamental (Igual: monoestilo, Desordenada: pluriestilo)
  • Observar el equilibrio en la relación blanconegro global, entre escritura y espacios (Espacio Interpalabra, Interrenglón, Márgenes, relación entre el cuerpo central y los alargamientos superiores e inferiores, alternancia de claroscuros y también Palotes gruesos y Perfiles delgados), el grado de armonía, equilibrio, integridad, serenidad y bienestar interior, la educación moral y la formación cultural (Estética Antiestética)
  • El grado de autodisciplina, composición, esmero, conocimiento de las  normas que regulan la vida social (Esmerada formal o informal, inhibida o desenvuelta, artificiosa o espontanea).

La interacción de los signos Tónica, Igual, Estética, Esmerada y sus contrarios señalan el grado de organización, desorganización y superorganización del individuo.

Sentido del Yo

  • La dimensión del Yo, la asertividad, la autoestima (tamaño, presión, fluidez; aumentan Ascendente y Antimodelo: iniciativa y toma de conciencia de su singularidad; Palotes rectos: orgullo y fuerte imagen de sí, Barra de la t larga: confianza en la propia comunicación verbal)
  • La propensión a la innovación y la tensión a las futuras metas (Ascendente), la tendencia a la adaptación y a la colaboración (Horizontal), o también al abandono y a la renuncia (Descendente).

Habilidades cognitivas

  • La confianza en las propias capacidades, la consciencia de poder afrontar con desenvoltura situaciones nuevas (FluidaEstática)
  • Los tiempos de recepción y procesamiento de los datos (Calma o Rápida)
  • Las modalidades de percepción y de elaboración de los estímulos: pensamiento intuitivo, elaborativo o hiperelaborativo (Estrecha, Redonda, Dilatada)
  • La capacidad de hacer frente de forma madura (obviamente para el adulto – amplitud Interletra)
  • La capacidad de relacionar la realidad interna con la realidad externa, de valorar los éxitos de la propia conducta, de encuadrar los problemas y situaciones en una perspectiva amplia (Interpalabra ancho)
  • La capacidad de observación, de captar los detalles (Pequeña) y los matizes (Perfiles delgados)
  • Las capacidades asociativas y la memoria: LBDC = ductilidad mental (Ligada: lógica y síntesis; Brincos: capacidad de realizar comparaciones, de integración entre los datos nuevos y los datos ya adquiridos; Divergente: lucidez, sentido discriminativo, filtro selectivo; Contorsionada: capacidad explorativa e investigativa)1
  • La expresión cualitativa: tendencia a la esencialidad, a captar el nucleo central del problema o a perderse en detalles secundarios, a distraerse por lo externo (Parca, Adornada o Exuberante: en el cuerpo de la palabra, Rizada: al inicio o al fin de la palabra), y la claridad de configuración y de ideas, consciencia de los propios objetivos, orden mental, método (Clara)
  • los procesos cognitivos pueden ser interferidos por: Estática, Acompasada (Estática + Tensa), Grande, Desligada, Llana, Retornante, Paralela, Oscura, Fluctuante, Floja, Rizo de la flema, Óvalos inflados, Enmarañada, Márgenes excesivos, Omitente estática, Desordenada, Descendente, Temblorosa, vacilante, entorpecimiento en la marcha y fatigosa, frondosa, rizos de la inseguridad, rizos de la fijación y otros. 

Creatividad2

  • El nivel de forma (Formniveau), la capacidad de revisualizar y resimbolizar la realidad (Antimodelo positivo)
  • La observación visual de distintas angulosidades, la variabilidad de las representaciones mentales, visión caleidoscopica (Variable)3
  • Identificar nuevas estrategias y soluciones insólitas (Ingeniosa)

Inteligencia social4

  • Capacidad de investigar, necesidad de adaptarse activamente a un ambiente en constante cambio, activación de la atención, del eustrés, útil para captar estímulos ambientales positivos y negativos (Contorsionada).
  • Intuición psicológica que agiliza la comprensión de los estados emotivos, sentimentales y de las motivaciones ajenas en el ámbito colectivo (Oscilante)5.
  • Ductilidad mental, Yo plastico, capacidad de adaptarse a diferentes contestos, correcta percepción de las insidias ambientales (Óvalos variablemente angulosos).
  • Ductilidad comportamental (justo mix de palotes: 5-10% convexos: defensa agresiva, 45-50% rectos: defensa, 45-50% cóncavos: adaptación).

Inteligencia emotiva6

  • Reconocer e interpretar correctamente las emociones ajenas (Perfiles finos).
  • Comprender y entrar en sintonía con el otro, intuición psicológica (Oscilante).
  • Crear resonancias y sinergias emotivas (Óvalos abiertos).

Intereses y aptitudes

  • Atracción por valores e ideales (alargamientos ejes superiores, Encumbrada)
  • Polarización de los intereses hacia el realismo, la materialidad, la realización práctica, concreción operativa (alargamientos ejes inferiores, Enraizada)
  • Tendencia a desarrollar intereses articulados en distintas direcciones: equilibrio entre valores ideales y sentido practico (equilibrio entre alargamientos ejes superiores y inferiores, extroversión vertical)
  • Concentración limitada a la racionalidad (Acortada arriba y abajo).

Operatividad

  • Energía: Tónica, buena presión, Enraizada, Fluida, Elastica
  • Iniciativa: Ascendente
  • Dinamismo y concreción operativa: Ascendente, Fluida, Rápida,

3L – extroversión horizontal, Enraizada – extroversión vertical.

Capacidades y Competencias

Intereses, aptitudes, potencialidades y motivaciones se transforman en conocimientos teóricos y experiencias prácticas, en capacidades cuando encontramos un contexto favorable a su desarrollo. El ejercicio en el tiempo y la conciencia del dominio transforma las capacidades en competencias. El elemento “estabilidad” hace de las competencias un buen predictor de prestaciones y rendimientos.

Se subdividen en competencias de base, o de ingreso, necesarias para alcanzar una prestacion aceptable y competencias distintivas, que distinguen sujetos por sobre la media donde es requerido un rendimiento específico.7

El análisis de las características ligadas a cada función del Yo ofrece la posibilidad de describir un perfil psicoprofesional completo, de valorar el potencial, descubrir el valor añadido, planificar vías de crecimiento, identificar la propensión al liderazgo, etc.

La esencia del proceso de selección consiste en identificar las características personales y profesionales que puedan ser funcionales a un determinado contexto organizativo y que duren mucho tiempo.

El análisis no se concluye con el resultado que X es adecuado e Y no lo es, sino que X posee determinadas características e Y posee otras características.

La ventaja de nuestra materia se encuentra en la posibilidad de detectar las contradicciones dialécticas entre el blanco y el negro de nuestra grafía, este resultado no es una subdivisión entre el blanco y el negro de aspectos de la personalidad.

El sabio equilibrio de los signos y la capacidad de relacionarlos con el contexto general da luz sobre los detalles y matizes, los pone en relación entre ellos, focaliza en sus trazos y disposiciones, tendencias y contratendencias, contradicciones que forman nudos indisolubles y conductas que dan color a la personalidad, más competitiva y en absoluto secundarias de este formidable instrumento de análisis comportamental.

La escritura, fiel eco de la experiencia sensorial personal, de nuestros paisajes mentales, del modo de relacionarnos con nosotros mismos y con el mundo, tiene seguramente todavía mucho que revelarnos y ello se conseguirá desde la constante comparativa entre las diferentes escuelas de pensamiento, que conviene conseguir para atraer a nuestra disciplina la atención que merece.

1. El área de asociación del cerebro coordina aprendizaje, memoria y pensamiento, e involucra a más de un sistema sensorial. Los signos Ligada, Brincos, Divergente, Contorsionada (LBDC) se ejecutan sobre el plano horizontal, el plano de la racionalidad; cuanto más se desarrollan en un juego plástico, tanto más la escritura es Fluida: el signo Ligada es la red de conexión, Contorsionada el “motor de búsqueda”, Brincos la posibilidad de alcanzar un amplio número de datos distribuidos en más áreas distantes entre sí, Divergente el filtro selectivo que discrimina los datos útiles, separándolos de los superfluos, no contextualizados.

2. Capacidad de formular conexiones articuladas que llevan a la creación de nuevos pensamientos y objetivos, a innovaciones y cambios.

3. Se entiende por Variable las variaciones del ancho y del alto de las letras, de la extensión de los alargamientos superiores e inferiores, del ancho del bucle, de los espacios interletras o interpalabras, del desplazamiento del renglón, del alineamiento de las bases de las letras, en la variedad de los ángulos de los óvalos y de si están abiertos o cerrados, en las barras de la t y en los puntos de la i, en las letras homógrafas, por ejemplo algunas letras a y letras s están en letras de molde y otras en cursivo, algunas z tienen bucle inferior y otras no, etc.

4. Inteligencia social: capacidad de adaptación a contextos diversos.

5. Es Oscilante la escritura en la cual la inclinación axial de los ejes de las letras cambian desde elinicio del renglón a su final, va de Sinistrógira a Dextrógira: oscilación desde la reserva y la cerrazón a una desinhibida sociabilidad. Cuanto más amplio sea la inclinación axial, tanto más el sujeto estará en grado de comprender sus actitudes introversivas como las extroversivas.

6. Inteligencia emotiva: capacidad de desarrollar relaciones sociales satisfacientes y de mantenerlas en el tiempo, llenas de atención y consideración por los otros.

7. El rendimiento es el conjunto de comportamientos con los cuales un individuo alcanza los objetivos que se encuentran al interior de un rol.

Get In touCh

Get a Free Estimate or Schedule an Appointment

Notarization Packages

Proin eget tortor risus. Vestibulum ac diam sit amet quam vehicula elementum sed sit amet dui.

Certifications

Proin eget tortor risus. Vestibulum ac diam sit amet quam vehicula elementum sed sit amet dui.

Mobile Service

Proin eget tortor risus. Vestibulum ac diam sit amet quam vehicula elementum sed sit amet dui.

E-Documents

Proin eget tortor risus. Vestibulum ac diam sit amet quam vehicula elementum sed sit amet dui.